Ya sabes de sobra la importancia de la comunicación tanto dentro del terreno de juego como fuera de él. Pero, ¿tenemos claro qué significa comunicar? No solo eso, ¿y comunicar bien?


Muchas veces existe la tendencia de pensar que todos los deportistas deben hablar por igual, que todos tienen que participar de la misma forma en el proceso de comunicación del equipo. Si fuera así imagina lo siguiente. Dale a cada deportista una hoja con un texto escrito, algunos en español, inglés, alemán, y pídeles que lean en voz alta todos a la vez. ¿Qué ocurre?


Exacto, tenemos a muchos deportistas “comunicando” pero no se entiende nada de lo que dicen. No existe ningún tipo de rol entre ellos, ni orden, ni planificación de lo que se va a decir, ni siquiera están hablando en el mismo código.


Por lo tanto no se trata de hablar más sino de hablar bien. Este matiz es importante tenerlo en cuenta porque para que exista comunicación no basta con dar simplemente una información. Esta información debe ser entendida por los deportistas, interpretada y utilizada para guiarles en la construcción del conocimiento, el descubrimiento de las soluciones a los problemas del juego y, en resumen, el desarrollo de los mecanismos cognitivos necesarios para ello.

comunicación deporte equipo


Otro factor importante a destacar es que no todos los deportistas tienen ni deben tener el mismo papel o responsabilidad en el proceso de comunicación. Es decir, tenemos deportistas que por el puesto que ocupan en el campo y por su personalidad, su perfil, sus competencias, pueden tener mayor o menor implicación en la comunicación del equipo. Lo importante es que cada uno participe bajo estas 4 premisas: qué debo comunicar, cómo, a quién y cuándo.


Por último, cuando hacemos referencia a los objetivos de la comunicación para que nuestro equipo lo entienda, destaco 4 propósitos posibles:
– ENTENDER: explicar el por qué de realizar una determinada acción
– EJECUTAR: dar información que permita llevar a cabo una acción de una forma determinada
– REFLEXIONAR: analizar la acción pasada o futura tanto propia como del rival
– REFORZAR: feedback sobre la ejecución o toma de decisiones

Comparte en redes

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *